hm-sec1-right

Tranquilizadoramente no se probará inicialmente a plena velocidad con pasajeros si no que la empresa planea enviar capsulas vacías para realizar un test completo de la vía. Las pruebas con pasajeros están previstas con una velocidad máxima de 250km/k aproximadamente, lo cual ya es razonablemente rápido para ser propulsado a través del aire por imanes mientras estás suspendido en un tubo.

El recorrido de pruebas se construirá en California y costará cerca de 150 millones de dólares. Musk también está construyendo otro circuito de pruebas, esta vez en Texas, para empresas que quieran probar diseños para el sistema Hyperloop.